SOY DESIREE DIAZ

Soy parte del equipo de Rayada de Coco y para mi es muy importante la relación que tengo con las personas que vienen a consulta. Por eso me gustaría que me conocieras y contarte un poco de esas cosas que no se cuentan y que vas aprendiendo por el camino.

SOBRE Mi

De pequeña soñaba con volar, me flipaban las mariposas y me enamoré de la aviación… Me he dado cuenta que si te lo propones y trabajas en ello, haces tus sueños realidad, conseguirlos conlleva mucho esfuerzo, dedicación, ganas y alguna que otra noche sin dormir (muchas, en mi caso).

Así llegué a volar, tenía el trabajo con las mejores vistas del mundo y es que, durante un tiempo, fui azafata de vuelo. Es curioso, pero ahí aún no sabía que me iba a dedicar al apasionante mundo de la psicología y ya acompañaba a pasajeros con miedo a volar (sin duda, eran mis pasajeros favoritos). 

Una crisis mundial y existencial fueron la forma en la que mi vida me dijo que mi versión profesional había quedado obsoleta y que tenía que actualizarme, como una app del móvil, ¡GRACIAS CRISIS EXISTENCIAL!

Por tanto, dejé en tierra mis alas y el mundo de la aviación terminó para mi. Te trazas un camino y resulta que tienes que desviarte de él, pero ahora echando la vista atrás me enseñó muchísimo sobre la resiliencia, sobre mi capacidad de sobreponerme y salir fortalecida de una situación que, ni por asomo, esperaba.

LO QUE ME GUSTA

Si hay algo que me caracteriza es la solidaridad, por lo que colaboro, de manera altruista, con algunas asociaciones porque creo que todos alguna vez necesitaremos alguna herramienta que ilumine los momentos más oscuros de nuestra vida o los rincones más siniestros de nuestra mente. Eso me hace sentir muy bien.

formacion, preparacion y enfoque

Graduada en Psicología

Universidad Nacional a Distancia.

Máster en Psicología General Sanitaria

Universidad de La Laguna.

EXPERIENcia

Me formé en la rama cognitivo conductual, pero es cierto que creo que no hay una receta única que funcione igual para todas las personas. Por eso mi forma de trabajar es profundizar en cada caso, captar sus necesidades, iluminar los miedos para plantarles cara y, sobre todo, conseguir dar la libertad al paciente para poder decidir mediante técnicas de distintas corrientes. Por eso, para mi seguirme formando y actualizando es muy importante. 

Estuve algunos años trabajando para varias asociaciones de salud mental, casos de enfermedades mentales graves, experiencia que me sirvió para descubrir muchas sombras de la mente, aprender sobre otras perspectivas de interpretar “la realidad” y, sobre todo, el estigma de los prejuicios de la sociedad hacia los trastornos mentales (por desgracia, este aprendizaje no me gustó).

No sé cuándo la sociedad entenderá que no hay salud, sin salud mental y que no es necesario tener un trastorno para que la mente enferme…

qué tengo en el coco

Ahora sigo soñando con volar pero con los pies en la tierra, visitando países nuevos y culturas distintas pues me encanta viajar y así sigo con la cabeza en las nubes, cuando necesito conectar con la tierra y conmigo misma pinto, es un hobbie que me resulta apasionante… 

¡Y esto es un poco de lo que tengo en mi coco!

Si vienes a terapia te agradezco de antemano el confiarme tu proceso, gracias por abrirte a pesar del dolor o el malestar que rozar las heridas supone, heridas que probablemente has tapado como has podido o no has mostrado a nadie más. 

Espero y deseo que la terapia sea tu lugar seguro, que construyamos un vínculo de confianza mútua.Tu avance, esfuerzo y superación son el motor que me hace amar esta preciosa profesión, verte volar a ti, y desplegar las alas para mí es terapéutico.

 

Date:
Category:
×
Ir al contenido